Melilla ni aparece en el mapa en el informe sobre calidad de aire atmosférico 2016 de España

Posted on Actualizado enn

Guelaya Ecologistas en Acción reivindica desde el año 2014 la instalación de una estación permanente de medición de emisiones.

Melilla es el único territorio español que no cuenta ni siquiera con la aprobación de la ciudad autónoma para instalar una estación permanente de medición de la calidad del aire atmosférico.

España incumple sistemáticamente los límites de polución vigentes desde 2010 en la UE, sobre todo en las grandes ciudades, pero no solo en ellas. Ciudades más pequeñas también presentan niveles preocupantes.

El informe del Ministerio de medio ambiente (MAPAMA), que acaba de conocerse, incluye información que se clasifica por contaminantes en su zonificación. Hasta 135 zonas y más de 700 estaciones de medición hay en España repartidas en todas las CCAA para conocer los contaminantes que respiran, SO2, NO2, partículas, ozono, metales…

 

Pero Melilla no aparece en el mapa. No hay datos. 

Los efectos de la contaminación, y los niveles máximos marcados por la UE se justifican por dos motivos: la salud de las personas y el efecto sobre la vegetación.

La agencia europea de medio ambiente calculó en España 27.000 muertes prematuras con los datos de hace dos años, derivados de la contaminación, que tiene en Melilla tres causas principales, como en todo el país, la producción de electricidad, ENDESA, los residuos, ENRESA, y el tráfico rodado.

Si tenemos en cuenta que la contaminación del aire afecta a todas las personas que respiran, Guelaya Ecologistas en Acción quiere llamar la atención sobre los efectos en la salud de las personas en una ciudad en la que los problemas respiratorios, el asma, las alergias…forman parte de nuestra vida cotidiana.

Desde que se conocieron los datos del equipo móvil que el MAPAMA envió a Melilla en otoño de 2013 a medir contaminantes en Melilla hemos reivindicado la necesidad de que la Ciudad Autónoma, único organismo autonómico que no ha aprobado en España la adquisición de un equipo de mediciones, ponga en marcha una estación de medición de la calidad del aire.

    No hemos encontrado voluntad política para defender la salud pública por parte de la Ciudad Autónoma, y no es una cuestión que dependa de las personas. Ni el consejero de medio ambiente anterior ni el actual han hecho nada por garantizar algo tan sencillo como el derecho a la información y la defensa de la salud pública.

Si nos limitamos a los pocos datos que disponemos, del otoño de 2013, podemos decir que en Melilla existen alertas sanitarias que no se producen porque no se quiere disponer de datos para poder realizarla, y eso es lo mismo que decir que el Gobierno de la ciudad no está interesado en defender la salud pública.

 

Destacamos tres tipos de contaminantes:

Los óxidos de nitrógeno. Los niveles medidos en el “Parque Hernández” son muy similares a los valores máximos legales que se obtienen en grandes ciudades.

Las partículas, sobre todo las pequeñas, las P2.5, superaron los niveles máximos. Los efectos que las personas sentimos en nuestros pulmones cuando el polvo en suspensión se ve en el aire, sin necesidad de medirlo, es independiente de que el polvo sea sahariano o venga de donde venga. Si hay polvo en suspensión, queremos saberlo. Hay quién necesita utilizar mascarilla esos días.

En ozono troposférico se registraron en 2013 puntas en las estaciones de Pinares de Rostrogordo y Parque Hernández. Al menos en dos ocasiones se sobrepasó el umbral de alerta de 240 µg/m³ en dos semanas.

        No es solo el derecho a la información, si con ello se quiere decir que tenemos derecho a saber qué respiramos, es el derecho a un medio ambiente que no te haga enfermar por algo que respiras, o al menos, que podamos prevenir  los efectos ante aumentos de contaminación puntuales, tanto si la causa en Melilla es el tráfico, o el polvo sahariano.

calle villalba.jpg

 

 

 

Guelaya anima a celebrar el Día de las Aves participando en la RAM y presentará una comunicación sobre la Audouin en el XIII Congreso Español de Ornitología.

Posted on Actualizado enn

 

      El primer fin de semana de octubre es el Día de las Aves.

Algunas de las especies de aves que se reproducen en Melilla están incluidas en el Libro Rojo de Especies Amenazadas de España y han sido objeto de estudio y seguimiento por parte de Guelaya-Ecologistas en Acción, en especial las especies que tienen el status de especies vulnerables.

Las migraciones de aves, que se producen en estos momentos, hacen posible ver en Melilla numerosas especies protegidas.  Entre las especies invernantes que nos están llegando en estos días hay al menos 53 especies, y solo como aves de paso se pueden observar otras 62  especies.

Entre ellas se encuentra la gaviota de Audouin, o localmente denominada “de pico rojo”. Hace décadas esta especie mantenía en las islas Chafarinas el 60% de su población reproductora. Las cosas han cambiado mucho desde entonces. En el año 2017 las Chafarinas ya no son la colonia más grande de la especie, y probablemente ni siquiera sea la segunda colonia más importante.

El incremento anual de las dos colonias de gaviota de Audouin que se han desarrollado en nuestra ciudad desde hace 4 años coincide con la disminución de esta especie en las islas Chafarinas, motivo por el cual Melilla ha pasado a ser tan importante para la especie como las islas.

En el próximo XIII Congreso Español de Ornitología se ha aceptado una comunicación sobre las colonias de gaviota de audouin de la ciudad de Melilla y del peñon de Tierra en Alhucemas, donde se describirá la evolución de la especie en Alborán Sur.

El estudio de las gaviotas de Melilla ha dado paso a la confluencia de todas las personas e instituciones interesadas en la conservación de la biodiversidad en Melilla.

El seguimiento de las colonias se ha realizado con los permisos de la Delegación del Gobierno, y con la colaboración de la Guardia Civil, lo que agradecemos, especialmente al SEPRONA.

Pero no es solo Guelaya la interesada en la conservación de las aves en Melilla. El equipo que ha trabajado sobre la gaviota de Audouin en Melilla ha estado coordinado por el grupo de trabajo del Campus de Melilla de la UGR sobre especies en peligro de extinción. Igualmente, se ha contado con personal de SEO/Birdlife en la ciudad, entre los que se encuentra la Red de Aves Marinas (RAM) que viene realizando actividades de observación de aves marinas una vez al mes desde hace años.

     El sábado 7 de octubre, en Aguadú, los melillenses interesados en la observación de aves pueden participar en la RAM a partir de las 8.30 de la mañana.

tres especies
Esta imagen da una idea de la multitud de especies que pasan por nuestra zona en la época de la migración otoñal, pues muestra en el mismo plano tres especies migratorias diferentes, gaviota picofina (anillada), gaviota reidora y charrán patinegro.

Nuevo taller de jardinería autóctona

Posted on Actualizado enn

El mes que viene comenzamos en el vivero de Guelaya un nuevo taller de jardinería en colaboración con una entidad local. Trabajaremos como siempre con plantas de aquí, para que los futuros jardineros sepan porqué la jardinería autóctona se está imponiendo en los países más avanzados. Estas dos especies del vivero, la clemátide y el lentisco, son un ejemplo: se encuentran en estos momentos en plena floración una y fructificación el otro; pueden estar largos meses en este estado, adornando los lugares donde se plantan y alimentando a la fauna local, y a cambio necesitan mucha menos agua y ningún cuidado especial para presentar este aspecto. ¿Por qué no se usan este tipo de plantas en la ciudad? Pues quizás por eso, porque no necesitan cuidados, ni se tienen que sustituir cada pocos meses, y eso reduce mucho la facturación. A buen entendedor, pocas palabras bastan…

20171003_12575820171003_125618

Carallumas, los cactus de Melilla.

Posted on Actualizado enn

Las carallumas del vivero ya han florecido, y sus inquietantes flores ya atraen a su fauna más fiel, los dípteros. La Caralluma europaea es la única planta cactiforme de Europa; la aridez del noroeste africano y el sureste español la han moldeado hasta parecerse más a los cactus del desierto americano que a sus parientes más cercanos, las adelfas y cornicales mediterráneos. A pesar de su escasez debida al sobrepastoreo, que ha obligado a protegerla en la península para que no desapareciese, aún es posible encontrarla en los barrancos de Tigorfaten y Trifa, muy cerca de Melilla. Llevamos algunos años reproduciéndola en el vivero de Guelaya y reintroduciéndola en los lugares donde desapareció hace décadas, y hoy ya podemos decir con orgullo que se empieza a expandir por sí sola en los acantilados de Aguadú, a partir de ejemplares plantados en su día por Guelaya-Ecologistas en Acción Melilla20170926_002717

El @VeleroDiosaMaat en Melilla. Limpieza de la cala histórica de Trápana.

Posted on Actualizado enn

Otra de las actividades previstas durante la estancia del #VeleroEnAcción Diosa Maat era una limpieza de fondos y litoral con la colaboración del club de buceo Ánfora. El motivo de esta acción era visibilizar y denunciar los vertidos plásticos que llegan al Mediterráneo desde nuestras ciudades, siendo el ecosistema del Mar de Alborán uno de los más perjudicados por este tipo de vertidos, por sus especiales características ambientales. Navegamos con el velero y dos embarcaciones de apoyo hasta el punto donde estaba prevista la inmersión de los buceadores, pero una vez en este punto decidimos suspender la actividad debido al fuerte levante, que complicaba toda actividad bajo y sobre el mar. Nos encaminamos por tierra hasta uno de los puntos previstos, la cala de Trápana, uno de los lugares más bellos y con más historia de Melilla, y que en la actualidad se ha convertido por desgracia en la prueba palpable de que no hay lugar del litoral que se libre de los vertidos plásticos por muy aislado que esté. El acceso era complicado, pero la motivación de los voluntarios pudo más que las dificultades. Después de recoger los abundantes desechos plásticos que se encontraban bajo la arena, enganchados en las rocas, bajo el agua y sobre los islotes, y de llevar como pudimos los sacos hasta la playa de Galápagos, dimos paso a la siguiente actividad, el taller de residuos. Llevamos todos los residuos a la plaza de los Pescadores, los pesamos (142,6 kg) y los expusimos para que los ciudadanos comprobaran el alcance de la amenaza. Miembros de la tripulación del velero y de Guelaya explicaron cómo afecta cada tipo de residuo (poliespan, redes, latas, bolsas) al ecosistema y de qué forma terminan en la cadena trófica y pasan a los alimentos que consumimos.

@VeleroDiosaMaat en Melilla. Conferencia de Paco Segura: El mito de las grandes infraestructuras y su relación con la corrupción y la crisis económica.

Posted on Actualizado enn

Dentro del cronograma de actividades organizadas por Guelaya con motivo de la presencia del @VeleroDiosaMaat en Melilla, una de las más importantes fue la conferencia de Paco Segura, coordinador estatal de Ecologistas en Acción, sobre las nefastas consecuencias de la política de construcción de grandes infraestructuras públicas para la economía de España y su vinculación con los casos de corrupción política. Tanto Jose Cabo, miembro de Guelaya, como Paco Segura tuvieron palabras para el anunciado proyecto de ampliación del puerto de Melilla; ambos aportaron datos que indicaban que dicho proyecto no era más que una redundancia de estas políticas que aún colean y que han resultado tan beneficiosas para ciertas empresas como desastrosas para el medio ambiente y la economía de España.

Alumnos de la Syracuse University conocen Melilla con Guelaya-Ecologistas en Acción

Posted on Actualizado enn

Un grupo de alumnos estadounidenses de la universidad de Siracusa estuvieron de visita en Melilla con su profesora Mónica Pérez-Bedmar y sus compañeros y colaboradores. Esta visita se encuadra dentro de un proyecto medioambiental que consiste en viajar y recorrer el entorno de dos grandes mares interiores, el del Mar Menor y el de la Mar Chica, cuya similitud se trasluce incluso en el nombre, y comparar y ponderar los problemas medioambientales que amenazan sus ecosistemas. De la mano de Guelaya visitaron el velero Diosa Maat, de Ecologistas en Acción, donde recibieron de su tripulación nociones de la riqueza natural del mar de Alborán y de sus problemas ambientales. También asistieron a la conferencia de Samuel Martín Sosa y Jose Palazón sobre los refugiados climáticos, y colaboraron con Guelaya en la limpieza de una playa de la zona natural de Tres Forcas, en Marruecos, donde pudieron ver de primera mano el problema de los vertidos plásticos en el ecosistema litoral. En nuestro espacio “Laurel de Indias” hicimos un resumen de esta experiencia.