Autoridad Portuaria de Melilla

Ecologistas en acción presenta el informe de calidad del aire 2017 sin poder consultar datos de Melilla porque ni la Ciudad ni el puerto tienen estaciones de medición.

Posted on

 

  • Los últimos datos de Melilla son de hace 5 años y mostraban superaciones importantes en varios contaminantes que haría falta analizar de forma continua a lo largo del año para conocer su verdadera magnitud

 

  • En una ciudad como Melilla con tantas personas afectadas de problemas respiratorios por alergias la falta de datos impide dar alertas sanitarias.

 

  • El informe señala un empeoramiento de la calidad del aire debido a la reactivación económica.

 

Tres años y tres presupuestos ha tenido el actual gobierno de la ciudad para instalar una estación de medición de la calidad del aire atmosférico en Melilla pero la salud de las personas y los ecosistemas no son una prioridad.

 

Una ciudad que en muy pocos metros cuadrados tiene una incineradora, un puerto y una planta termoeléctrica en pleno centro urbano se merece que la administración vigile la salud ambiental de su población, teniendo en cuenta que el parque automovilístico es de un coche cada dos personas.

 

El tráfico motorizado y las centrales termoeléctricas son las causas principales de la contaminación atmosférica en España.

 

El informe de Ecologistas en Acción utiliza información oficial y este año se amplía con las mediciones realizadas en Puertos del Estado. Pero el puerto de Melilla tampoco tiene estación de medición.

 

Se trata de un problema específico al que se presta atención en este informe, la repercusión del transporte marítimo en los puertos del Estado. Con la información aportada por las autoridades portuarias, se puede concluir que estas instalaciones podrían haber tenido una repercusión relevante en la calidad del aire de las ciudades en las que se ubican, en especial en aquellos casos en los que el movimiento y el almacenamiento de graneles se realiza al aire libre, o donde el tránsito de buques de mercancías y de pasajeros (cruceros) está aumentando de manera importante. En los puertos de Almería, Motril, Avilés, Gijón, Santander, Barcelona, Tarragona, Alicante, A Coruña y Cartagena se produjeron superaciones de los límites legales.

 

Como ya sucediera en el año 2015, durante 2017 se ha interrumpido la tendencia a una cierta reducción de los niveles de contaminación respecto a los valores alcanzados en 2008 y años anteriores, reducción que fue debida más a razones coyunturales (la crisis económica) que a la aplicación de medidas planificadas y orientadas a mejorar la mala calidad del aire.

 

En 2017 se han incrementado significativamente las concentraciones de partículas PM10y PM2,5, dióxido de nitrógeno (NO2), dióxido de azufre (SO2) y ozono troposférico, respecto a los niveles registrados en 2016, lo que explica el sensible empeoramiento general de la situación y la mayor población y territorio afectados por la contaminación.

 

La población que respiró aire contaminado en el Estado español, según los valores límite y objetivo establecidos para los contaminantes principales citados por la Directiva 2008/50/CE y el Real Decreto 102/2011, alcanzó los 17,5 millones de personas, es decir un 37,6% de toda la población. En otras palabras, uno de cada tres españoles respiró un aire que incumple los estándares legales vigentes. Esta situación supone un aumento de 0,6 millones de afectados respecto a 2016.

 

Si se tienen en cuenta los valores recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), más estrictos que los límites legales (y más acordes con una adecuada protección de la salud), la población que respiró aire contaminado se incrementa hasta los 45,0 millones de personas. Es decir, un 96,6% de la población. En otras palabras, la práctica totalidad de los españoles respiró un aire con niveles de contaminación superiores a los recomendados por la OMS. Esta situación supone un aumento de 1,3 millones de afectados respecto a 2016.

 

Guelaya Ecologistas en Acción seguirá exigiendo a la Ciudad que instale estaciones de medición en el centro urbano, y fuera de él, ya que si bien en el parque Hernández se midieron en años pasados valores cercanos a los límite en óxidos de nitrógeno, es en los pinares de Rostrogordo donde se registraron picos peligrosos de ozono troposfértico, un contaminante secundario, lo que podría afectar tanto a personas con problemas respiratorios como deportistas, además del daño que produce el ozono troposférico en la vegetación.

 

Negarse a informar a los melillenses sobre la calidad del aire que respiramos, sea cual sea el origen de los contaminantes, es una actitud irresponsable. La contaminación del aire es un asunto muy grave, que causa hasta 30.000 muertes prematuras en el Estado español cada año, quince veces más que los accidentes de tráfico.

 

Por otro lado, Guelaya Ecologistas en Acción apuesta en Melilla por aplicar al tráfico marítimo los criterios de combustibles con bajo contenido en azufre que ya se han impuesto en el mar del Norte, Báltico y Canal de la Mancha.

 

La contaminación y el ruido provocado por el tráfico motorizado en Melilla solo pueden evitarse si se cumple el objetivo del plan de movilidad urbana sostenible (PMUS) de cambiar el coche por modalidades sostenibles de desplazamiento. 

humazo-de-endesa

 

Decir que la ampliación del puerto es para salvar la Patella es intentar engañar a los melillenses

Posted on

 

La patella ferruginea está en peligro de extinción en Andalucía debido a la construcción de  infraestructuras portuarias, su uso como cebo de pesca y el coleccionismo de conchas, ya que es la lapa más grande que existe. En algunas decenas de metros cuadrados de costa melillenses hay tantas Patellas como en toda Andalucía.

 

En Melilla la Patella no estaba en peligro de extinción, hay más de 30.000, hasta que comenzaron a construirse las infraestructuras portuarias y litorales.

 

En la construcción de la desalinizadora se ha perdido un número indeterminado de centenares, pero en la punta de Rostrogordo, por causas aún no determinadas, hay aproximadamente la mitad de lo que había en los censos de 2006.

 

En la construcción del paseo marítimo de Horcas se han perdido casi mil más. La colonización de la nueva escollera es lenta, tras varios años no hay ni la mitad de lo que había, y aún asíesta colonización depende de que se respete la alta concentración de la escollera exterior del puerto, que nutre de larvas a la costa melillense.

 

Y ahora viene el proyecto de ampliación del puerto. Ni recordamos los años que han pasado desde las primeras alegaciones de Guelaya Ecologistas en Acción a los proyectos presentados para su evaluación ambiental  sobre ampliación del puerto.

 

No han podido hacer un proyecto viable ambientalmente nunca. El anterior reconocía la pérdida de entre 5000 y 9000 patellas.

 

Los intentos de trasloque de lapas realizados en el puerto de las islas Chafarinas, para poder decir que se compensarían las pérdidas previstas en la ampliación, han resultado un absoluto fracaso, la mayoría de las patellas traslocadas se han perdido.

 

Para cualquier persona sensata, decir que el proyecto de ampliación del puerto es para salvar a la lapa es tomarnos por tontos a los melillenses.

 

 

Ahora, como consecuencia de las alegaciones de Guelaya, que se basan en datos científicos reconocidos por la Estrategia de Conservación de la Patella, han intentando un nuevo proyecto, que todavía no ha salido a información pública, y que no ha sido evaluado ambientalmente.

 

Cuando veamos el nuevo proyecto, haremos nuestras alegaciones.

 

El problema de la ampliación del puerto no es solo ambiental, es también económico, una losa enorme para las arcas públicas.

 

La justificación económica para invertir una millonada de dinero público, en tiempos de crisis económica, nacional y global en una obra como la ampliación del puerto ha ido cambiando en los muchos años que este proyecto lleva encima de la mesa.

 

Tras perder algunos millones de euros en publicidad para atraer inversores privados, no ha venido ninguno. La ampliación no se sostiene económicamente en base al almacenaje de contenedores que solo serían para la ciudad de Melilla, porque los que vayan a Marruecos entrarán por el puerto de Nador West, que con una fuerte inversión europea, ya ha comenzado a construirse en la playa de Sammar, al otro lado del cabo Tres Forcas.

 

La construcción del puerto creará 200 puestos de trabajo. ¿y terminar el hospital o crear colegios o institutos cuántos? ¿Por qué no se han hecho?

 

El motivo de la ampliación ahora es sacar instalaciones de la ciudad y ganarle terreno al mar. ¿Cuánto cuesta llevarse ENDESA a la ampliación?; ¿y la incineradora y los depósitos de combustible? Vayan contando, no importa quién lo pague. Sostenibilidad económica es independiente de eso. Si lo pone una empresa privada, nos lo cobrará después a los melillenses con sus servicios.

 

No tenemos plan de urbanismo aprobado, pero sí sabemos que el crecimiento urbanístico de la próxima década va a ser hacia adentro, urbanizando cuarteles. No tiene justificación económica invertir en ganarle terreno al mar en este momento. Es la forma más cara de tener terreno, y se necesita el dinero para otras cosas, como la equidad social.

 

Ecologistas en Acción defiende que no hay justicia ambiental sin justicia social, y desde el principio hemos dejado claro que las razones de nuestra oposición al proyecto de ampliación eran también económicas; entendemos este proyecto reincide en aplicar la misma política insostenible del ladrillo y el hormigón que ha dejado en España autopistas sin coches, aeropuertos sin aviones, y puertos sin contenedores.

 

Y por motivos económicos, Guelaya Ecologistas en Acción también alegará en contra el proyecto de ampliación del puerto.

 

 

Diez motivos por los que el señor Marín debe dimitir de la Autoridad Portuaria

Posted on

  1. Ninguna persona bajo sospecha debería ser Presidente de la Autoridad Portuaria, y él lo está por el hecho de figurar como imputado en varios procesos abiertos.
  1. Para poder cobrar el pastizal que cobra debería ser una persona altamente cualificada y él no lo es.
  1. Para ostentar tan alto cargo debería, cuando menos, conocer las leyes, o mirárselas antes de hablar; y es evidente que no tiene idea de legislación ambiental según se desprende de sus declaraciones sobre la Patella ferruginea.
  1. Si la Consejería de Medio Ambiente pone un cartel en la playa de Horcas Coloradas en la que se informa que la multa por coger una Patella ferruginea es de  001 a 200.000 euros, eso, ¿a la Autoridad Portuaria no le afecta?
  1. Para ser Presidente de la Autoridad Portuaria se debe conocer al dedillo el Plan Director de Infraestructuras del Puerto de Melilla, que es algo así como la Biblia del puerto. El señor Marín no debe habérselo leído, pues en él se especifica que cualquier diagnóstico de posibles repercusiones sobre la Patella no puede hacerse en genérico sino sobre datos concretos de proyectos concretos; y él ha soltado a bombo y platillo que la ampliación del puerto beneficiará a la Patella sin tener todavía ningún proyecto concreto en que basarse.
  2. Decir que en Melilla la Patella ferruginea no está en peligro de extinción porque aquí hay mucha (por lo que el organismo que usted preside se puede cargar unos cuantos miles de ejemplares, que es lo que realmente, suponemos, quería dejar caer) , además de demostrar ignorancia sobre el concepto de peligro de extinción de una especie, es un disparate del mismo calibre que decir que, puesto que el lince ibérico se está reproduciendo en zonas de Andalucía, allí ya no corre peligro y se le puede cazar. (Le recordamos que el estatus de protección de la Patella es el mismo que el del lince ibérico; o mejor dicho, se lo damos a conocer).

 

  1. Si con la Ampliación del Puerto, de la que usted se ha proclamado gran abanderado, la economía melillense subirá como la espuma, díganos qué empresas están dispuestas a traer su tan cacareado negocio de contenedores aquí. ¿O primero nos gastamos 225 millones de euros y luego, si no quiere venir nadie qué le vamos a hacer? No juegue con el dinero de los españoles.
  1. Si con la Ampliación del Puerto se podrían trasladar las industrias contaminantes, como la incineradora y Endesa al terreno ganado al mar, díganos quién pagaría tamaño traslado.

9. Las relaciones con Marruecos gozan actualmente de buena salud. La idea de hacer la ampliación del puerto en aguas marroquíes, ya que no se ha producido un acuerdo entre los dos reinos para delimitar las aguas jurisdicionales de Melilla, es una manera de comprobar las actuales relaciones. ¿Acabará siendo la ampliación del puerto un problema diplomático?

10. Denos datos, señor Marín, en su palabra no tenemos por qué creer. Y si no los tiene, mejor váyase.

Patella en puerto

Informe sobre la situación de la dársena pesquera del puerto de Melilla (bandera azul 2015)

Posted on

contención

Análisis de aguas portuarias

El Plan hidrológico de Melilla valora la calidad de las aguas tanto superficiales como subterráneas de la demarcación de Aguas de Melilla, entre las que se incluye las del puerto de Melilla (código UE MASp: ES160MSPF417050004).

El Estado de las aguas del puerto de Melilla no presenta un buen estado ecológico en 2015, según consta en la tabla 28 de la memoria de Plan Hidrológico de Melilla (pág. 102).

La Autoridad Portuaria de Melilla está desarrollando un Plan de Vigilancia Ambiental desde el año 2010 en sus aguas, pero a pesar de ello, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG)  mantiene en la revisión actual del PHM la consideración de aguas sin calificar a las aguas del puerto de Melilla.

Por lo tanto, no existen datos objetivos, a criterio de la Confederación Hidrológica del Guadalquivir, para poder calificar el estado ecológico de las aguas portuarias como buenas, ni en ningún otro sentido, en lo que respecta al estado ecológico, o en lo que respecta  al estado químico de las aguas.

 

Incidentes de contaminación

 Existe un aliviadero de aguas residuales, que vierte sus aguas en la propia dársena, que provoca, en casos de lluvias torrenciales la salida de agua sin depurar, ya que la red de aguas residuales y pluviales en Melilla está unificada.

Durante todo el mes de mayo de 2015 se han estado produciendo vertidos de aguas residuales sin depurar con restos flotantes de combustibles. Los vertidos han seguido saliendo, y se mantiene alrededor del aliviadero citado una protección mediante barrera flotante. Una vez comenzada la temporada de playas en Melilla, el pasado 22 de junio el aliviadero seguía vertiendo.

La zona de baño del Club Marítimo de Melilla se mantiene protegida por otra barrera flotante.

Por tanto, concluimos que no es posible otorgar una bandera azul a unas instalaciones que están sufriendo vertidos de aguas residuales y combustibles junto a una zona de baño, ya que han dejado de ser ocasionales, pues se mantienen en los últimos dos meses.