La ciudad no se está tomando en serio a los melillenses cuando habla de calidad del aire en Melilla

Posted on Actualizado enn

  • Guelaya felicita al consejero por adquirir unos equipos propios móviles de medición de calidad del aire tras contratar este año y el año que viene a una empresa para que mida la calidad del aire de Melilla

 

  • La metodología utilizada en Melilla para determinar las medias mensuales o anuales de los parámetros medidos durante un par de semanas deben de pasar a ser revisados en algún congreso científico como algo extremadamente innovador.

 

  • El consejero accede finalmente a que la población melillense reciba información sobre polvo sahariano que ya puede consultar cualquier persona en internet.

 

  • ¿Y para cuando el aviso de partículas sumando el polvo sahariano, ENDESA, la incineradora, el parque móvil de 65.000 coches de Melilla, más los coches que entran de Marruecos diariamente y los barcos que atraquen en el puerto?

 

Han sido muchos años solicitando que Melilla tenga un equipo de medición de calidad del aire. Pero no han sido ni nuestras reiteradas exigencias, ni los artículos de leyes y reales decretos  de la complicada y exigente legislación europea trasladada a derecho nacional en materia de calidad del aire los que han conseguido el objetivo, sino la convocatorias de elecciones y la percepción pública de los melillenses de que la ciudad no informa en materia de calidad del aire a los melillenses. Por eso vamos a tener una estación móvil de registro de calidad del aire.

 

Y sí, aplaudimos a la Ciudad por ello.

 

¿Había necesidad de tomar la decisión a escasos meses de las elecciones tras 4 años de mandato? ¿Por qué no ha sido una prioridad la calidad del aire de los melillenses desde mayo de 2015?

 

Ahora lo que nos toca es recordar a los melillenses que se ha firmado un contrato con una empresa por valor de alrededor de 60.000 euros a dos años, que se ha justificado con el objetivo de saber si era necesario adquirir equipos de medición, y que se ha anunciado ahora comprarlos y con ello se han tirado a la basura los 60.000 euros, incluidos los del presupuesto del año que viene sea cual sea el ganador de las elecciones de mayo, salvo que se tenga un contrato que permita romperse sin consecuencias económicas. Si fuera así debería informarse a la opinión pública sobre ello.

 

Por otro lado el intento de valorar la calidad del aire de Melilla tras 14 días de medición en buenos o muy buenos cuando los niveles legales se refieren a medias mensuales o anuales habla mal de quien lo dice porque más bien parece un intento de manipulación de la información.

 

Interpretar como va a ser una media anual y si supera o no el valor máximo permitido a partir de 14 días es como predecir el tiempo con el calendario zaragozano. La consejería debería mirarse esas cosas porque la imagen que da deja mucho que desear, sobre todo si piensan que las personas que viven en Melilla no tienen ni un poco de sentido crítico.

 

Otra novedad es que se informará de la entrada de polvo sahariano. El anuncio de que se va a informar en la web oficial de la ciudad solo implica poner un enalce a otra web.

 

¿Con qué pagina web se va a poner enlace para ver lo que ya se puede ver en internet cualquier persona?

 

https://meteoiberia.es/asi-entra-la-nube-polvo-sahariano-espana-cuando-nos-afectara/

 

O esta: http://www.aemet.es/es/eltiempo/prediccion/polvo_mineral

 

Lo importante es antes que nada tomar decisiones técnicas eligiendo un lugar donde ubicar el equipo de medición e informar en tiempo real de los valores reales que van a variar de un dia a otro como consecuencia de los vientos dominantes que se llevarán la contaminación de Endesa, de la incineradora, y de los barcos del puerto hacia el mar o la meterán en la ciudad.

 

Porque esos cambios de viento van a provocar niveles de contaminación horaria que podrá pasar del umbral de emergencia y tendrá que ser avisada la población en el  momento que se produzca, no 72 horas antes ni después.

centro de salud delante de las chimeneas de endesa
Centro de Salud frente a las chimeneas de ENDESA

Guelaya presentó queja ante la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir por las declaraciones del presidente de la ciudad sobre obras de la desembocadura del río de Oro

Posted on

  • Las políticas hidráulicas no pueden resolverse “dando su brazo a torcer” como afirma el presidente de la ciudad.

 

  • La ciudad prefiere invertir dinero en hormigón y en fuentes inútiles en lugar de resolver los problemas de distribución del agua, mejorar la calidad del agua y realizar campañas de ahorro.

 

  • El Plan Hidrológico de Melilla plantea la restauración hidrológico – forestal del río de Oro y los cauces, al contario que las actuaciones de la Ciudad.

 

  • La directiva marco europea habla de protección de los ríos. En Melilla la Ciudad Autónoma no quiere proteger los ríos, sino hacerlos desaparecer en una alcantarilla bajo una losa de hormigón.

 

  • Guelaya denuncia los intentos de echar para atrás la conservación de los ríos y cauces que exige la Directiva Marco de Aguas.

Guelaya presentó ante la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, en calidad de miembro del Consejo del Agua de Melilla, una queja por las declaraciones que el presidente de la ciudad realizó en la visita a las obras de la desembocadura del río de Oro.

 

Un espacio natural, como es el cauce de un río, no puede transformarse en una sala de conciertos al aire libre, para eso está el auditorium Carvajal, por lo que Guelaya solicitó a la CHG que no acceda al uso del río para conciertos o instalaciones deportivas del cauce.

 

Guelaya se refirió en su queja a las noticias en los medios locales afirmando que “Imbroda apuntó que la Ciudad Autónoma contactará con la CHG para pedirle autorización para poder destinar esta zona, de 10.200 metros cuadrados, para uso deportivo o cultural en época de verano, cuando no haya peligro de riadas, si bien recordó que este organismo estatal “siempre pone grandes restricciones al uso de los cauces”.

En otro medio escrito local el presidente “aseguró que hablarán con esta institución y verán si “da el brazo a torcer y nos deja hacer actividades deportivas o incluso un concierto porque se pueden hacer muchas cosas”, al contar con 10.000 metros cuadrados diáfanos y de fácil acceso. “Y después de un concierto pues nos vamos a la playa que está aquí al lado”, apuntó bromeando el presidente de la Ciudad”

Nos preocupa que las decisiones técnicas que afectan al río de Oro se tomen “torciendo brazos”.

 

Mientras que se invierte en hormigón, no se resuelven los problemas de distribución y calidad del agua y se mantiene el gasto de 400 litros por habitante y día, más del doble que la media española.

 

En cambio, las acciones planificadas en el Plan Hidrológico de Melilla para los años 2016-2021 que tienen como objetivo la mejora de los ecosistemas acuáticos no se ejecutan.

 

Nos referimos al “Proyecto de restauración, restitución de márgenes e integración del Medio Ambiental de los arroyos”, que sí tiene asignado presupuesto para el ciclo 2016-2021, pero no se ha  iniciado.

 

Este tipo de proyectos tiene el valor añadido de que necesita mano de obra abundante, por centenares, que falta en Melilla,  lo que no es el caso de hormigonar el cauce, que solo afecta a unos pocos.

 

Por último, Guelaya se quiere sumar a las más de un centenar de organizaciones que han reclamado el miércoles 13 de febrero al Ministerio para la Transición Ecológica que proteja la Directiva Marco del Agua frente a la amenaza de rebajar su protección en Europa.

alcantarilla en la que desemboca el rio de oro tras las obras
Alcantarilla en la que desemboca el río de Oro tras las obras de la desembocadura

 

 

Los censos de aves invernantes de Guelaya y SEO/BirdLife concluyen con más ejemplares de aves censadas que el año pasado pero con una ligera pérdida de especies

Posted on Actualizado enn

  • La obra de la desembocadura del río de Oro contribuye a una ligera pérdida de biodiversidad de especies en dos especies y provoca la contaminación de un enclave natural.

 

  • Las gaviotas patiamarillas se mantienen por encima de 1000 ejemplares adultos, pero parecen más concentrados en el entorno urbano cercano al mar y en los acantilados de la ZEC de Aguadú.

      

  • Los censos han coincidido con el día de observación de la Red de Aves Marinas y Cetáceos (RAM), en el que se observaron tres grupos de delfines comunes frente a Melilla.

 

Desde el 12 al 17 de enero se han realizado en Melilla los censos de aves invernantes correspondientes a las aves acuáticas, incluyendo tanto aves de agua dulce como marinas.

 

Más de una docena de personas han participado en lo censos, que han cubierto toda la costa de la ciudad.

 

Las fechas han coincidido con la convocatoria internacional de aves acuáticas que en España está coordinada por SEO/BirdLife. En Melilla se realizan estos censos desde el año pasado.

 

Los resultados de los censos en cuanto a aves marinas, que proporcionamos ahora, han sido globalmente estos: 25 especies observadas y 3544 aves.

 

Los datos son normales en la invernada de la mayoría de las especies, aunque aparecen ligeras variaciones en especies raras o accidentales. Por ejemplo, deja de verse la gaviota picofina y el negrón con respecto al año pasado y aparece una posible gaviota tridáctila. Estos cambios pueden deberse a condiciones climatológicas, especialmente a los vientos dominantes. La ausencia de pardelas cenicientas  también es normal, pues llegan del Atlántico de su invernada a partir del mes de febrero. También es normal que la gaviota de Audouin sea escasa en invernada en Melilla con solo algunas decenas de aves.

 

La disminución de dos especies con respecto al año anterior (de 27 a 25) tiene que ver más bien con las obras de la desembocadura del río de Oro, que es un enclave natural que está siendo ocupado actualmente por una obra. Este año por eso no se han registrado cigüeñuelas ni chortilejos chicos.

 

A destacar la alta invernada de pardela balear, con casi 500 ejemplares. A diferencia de las costas peninsulares, el charrán bengalí es invernante escaso pero regular, al igual que el charrán patinegro.

 

Se mantiene el número de adultos de gaviota patiamarilla pero parece que se concentran en la zona urbana cercana al puerto, Pueblo y Alcazaba y ZEC de acantilados de Aguadú. En la zona de cuarteles, hospital y parque forestal hay casi las mismas que se concentran en el techo del pabellón de deportes.

 

La concentración de las gaviotas patiamarillas cerca de la costa pero en el entorno urbano es una llamada de atención hacia la necesidad de mantener el control de esta población, al igual que en años anteriores, ya que no solo se concentra en techos cercanos a la costa, sino que también aumenta en los acantilados de  Aguadú, cerca de las colonias de gaviota de Audouin, con la cual compite por el espacio para establecer las colonias.

 

La invernada de cormoranes grandes ha aumentado en varias decenas de ejemplares, pero ha disminuido la invernada de la gaviota reidora. Esto puede deberse en ambos casos a  los intercambios de ambas especies con la invernada en la Mar Chica y a desplazamientos diarios entre Melilla y Mar Chica.

 

Finalmente, con respecto a los cetáceos, se observaron 3 grupos de delfines comunes que sumaron al menos 63 individuos, un buen dato teniendo en cuenta que en las cercanías de la  costa son más abundantes los delfines mulares, que se se vieron en los censos del año pasado y que han llegado a entrar en las aguas interiores del puerto de Melilla en alguna ocasión.

cormorán enero 2019

Situación de los vertidos ilegales de escombros en la ciudad de Melilla. Informe de invierno 2019

Posted on

  • Aumenta el esfuerzo de limpieza en el sector de la pista de carros próximo al polígono industrial y en el cauce del arroyo Mezquita

 

  • Las medidas preventivas o no se han aplicado o son ineficaces: aparece un nuevo punto negro de vertidos en la explanada de Rostrogordo con 48 vertidos

 

  • Se crea un segundo punto negro en la pista de carros debido a la gestión de las escayolas que no se pueden llevar al vertedero de residuos de construcción

 

Como venimos haciendo desde el año pasado, Guelaya ha realizado su control trimestral de vertidos ilegales para hacer seguimiento de un  problema “endémico” que no termina de resolverse. El año pasado reconocimos los esfuerzos que se realizaron para que el recorrido de la prueba “La Africana” estuviera limpio en lo posible para evitar la mala imagen de ciudad ante corredores que viene de todas partes de España y del extranjero.

 

Gracias a los planes de empleo y la nueva contrata de basuras se está notando un mayor esfuerzo en retirar los vertidos ilegales que se producen, en especial en el cauce del arroyo Mezquita y en algunos tramos de la pista de carros.

 

Sin embargo, como hemos reiterado en varias ocasiones, no es más limpio quien más se lava sino el que menos se ensucia. Por eso hemos demandado de la Administración que además del coste económico que supone el esfuerzo de limpiar los vertidos ilegales, se tomen medidas preventivas para evitar ese gasto público a fondo perdido ya que los culpables de los vertidos ni son multados, ni responden económicamente del daño que provocan.

 

Estas medidas preventivas y disuasorias o no se han tomado, o no han resultado eficaces, porque en el mes de enero hemos encontrado dos nuevos problemas de vertidos ilegales de escombros.

 

1.- La explanada de Rostrogordo. Hemos fotografiado 48 vertidos, algunos de ellos bastantes antiguos, pero llama la atención los nuevos, bastante visibles debido a los sacos de escombros de un blanco reluciente que adornan la explanada.

 

En dos vertidos aparecen restos de uralita, que habrá que valorar si tienen o no tienen amianto mediante el análisis correspondiente. Además aparecen en pequeñas cantidades algunos residuos peligrsosos, como restos de pintura, al igual que muebles y electrodomésticos.

 

2.- La pista de carros está bastante más limpia que en años anteriores, pero ha empezado a ser preocupante, o al menos Guelaya no ha sido consciente de ello con anterioridad, de la cantidad de residuos de escayolas que hay en el sector de la pista de carros que va entre “la cuesta de la peseta” hasta el cruce con la carretera de Palma Santa.

 

En este tramo aparecen residuos especiales como restos de vehículos, que ya son dos, y neumáticos en el mismo cauce del río de Oro.

 

En ese sector hemos localizado y fotografiado 45 vertidos ilegales, pero nos ha llamado la atención la presencia en la mayoría de ellos de escayolas, lo que podría ser el origen del problema de este nuevo punto negro de acumulación de vertidos debido a que las escayolas se tienen que llevar al CAD-VFU situado en las cercanía de este sector de la pista de carros, y que debido a ello es de tránsito público, a diferencia del resto de la pista de carros donde la circulación de vehículos está prohibida como camino de uso militar.

 

El problema podría derivar a nuestro entender de que el CAT-VFU tiene horario de funcionariado, exclusivamente de mañana, y los autónomos y pequeñas empresas que tienen que desprenderse de las escayolas van al  lugar indicado por la tarde noche al terminar la jornada laboral y se encuentran el CAT-VFU fuera de servicio según la placa que obra en su puerta.

 

Por ello, a pesar de que no se puede admitir el vertido ilegal de escayolas, creemos que la Ciudad tendría que hacer un esfuerzo en facilitar a los autónomos y pequeños empresarios la entrega de los residuos en un horario laboral propio del sector de la construcción y aligerar la burocracia asociada a la entrega de residuos de construcción.

 

Los vertidos ilegales no los están haciendo las grandes empresas que hacen obra pública de proyectos que incluyen planes de residuos y presupuesto para su traslado a vertedero. Es un problema de las pequeñas empresas y de autónomos que hacen obras menores, arreglos de cocinas o cuartos de baño.

 

Solo con limpiar no se va a arreglar el problema.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Guelaya reforestará este sábado 19 de enero el barranco del Nano

Posted on Actualizado enn

  • Continua así la campaña de reforestaciones tras la reforestación solidaria
  •  Éxito de participación en la reforestación solidaria

 

El próximo sábado 19 de enero a las 12 horas junto a la puerta del embalse de las Adelfas, en la Zona de de Especial Conservación (ZEC) del barranco del Nano, Guelaya continúa su campaña de reforestaciones iniciada el sábado pasado con una reforestación solidaria que obtuvo un gran éxito de participación, con varios cientos de personas participando, con la consecuencia de que se superó el récord de plantas trasplantadas en este tipo de reforestaciones, con más de 200.

Esto nos anima a invitar nuevamente a todas las personas y asociaciones de Melilla para que participen en la reforestación de este sábado. Gracias al éxito obtenido esperamos obtener al menos 600 euros para la causa solidaria que este año ha sido la adquisición de material escolar para el proyecto de ¡Cañada viva! De la Asociación de Madres y Padres del colegio León Solá

De acuerdo con la consejería de coordinación y medio ambiente, se entregará al finalizar esta reforestación un informe pormenorizado de las especies de plantas reforestadas y cantidades de cada una, por lo que adelantamos los datos de la primera de las dos fechas solicitadas.

Se han reforzado especialmente los las especies nominales de los dos hábitats prioritarios de la ZEC del barranco del Nano:

El bosque de Tetraclinis con 80 ejemplares de esta especie de árbol autóctono.

La alianza Oleo-Ceratonion, es decir, el bosque mixto de acebuche (Olea europaea sylvestris) y algarrobo (Ceratonia siliqua), muy deteriorado en Melilla, con 60 acebuches y 40 algarrobos.

Se ha completado la reforestación aportando diversidad con otras especies acompañantes, en concreto 5 palmitos (Chamaerops humilis), 5  escaramujos (Rosa canina), 5 jaguarzos moriscos (Cistus salvifolius), 5 retamas blancas (Retama raetam bovei),  5 espliegos (Lavandula dentata) y 5 orovales (Withania frutescens).

En la reforestación del próximo sábado se seguirán introduciendo las mismas especies.

En realidad se trata de una zona ya reforestada pero que ha perdido muchos ejemplares en varios años, por lo que se están utilizando los alcorques de plantas perdidas para completar las pérdidas.

cartel reforestacion 19 enero

 

Guelaya realizará en el mes de enero dos reforestaciones en el barranco del Nano, los días 12 y 19

Posted on Actualizado enn

  • Este sábado 12 de enero se realizará la reforestación solidaria de Guelaya en el barranco del Nano (junto a la entrada del embalse de las Adelfas)

 

  • Todas las personas que quieran participar están invitadas

 

  • Las donaciones se destinarán a la adquisición de material para “Cañada Viva!”

Un año más, Guelaya Ecologistas en Acción apuesta por el barranco del Nano como espacio protegido de la Red Natura 2000 que es y realizará dos reforestaciones de especies autóctonas obtenidas de semillas locales, con el objeto de mejorar los hábitat y especies prioritarias de esta zona de especial conservación.

El barranco del Nano es una zona protegida de la ciudad, que guarda numerosos valores naturales que además suponen algo imprescindible en un territorio tan limitado con el melillense, a pesar de lo cual sigue siendo maltratada por muchas personas que la invaden con sus vehículos motorizados, la ensucian, propician la erosión, destruyen las matas pequeñas y la utilizan con fines poco decorosos.

Además, está afectada por la presencia de especies invasoras, que han proliferado hasta llegar a cubrir casi totalmente algunas zonas como el cauce del propio barranco del Nano, por lo que la Consejería ha debido tomar cartas en el asunto, contratando servicios externos para el control de especies invasoras y suponiendo un gasto añadido al erario público.

La primera de las actividades será el próximo sábado día 12 de enero, desde las 12h, cuando se realizará la ya tradicional reforestación solidaria, que consistirá en la entrega de plantones a cambio de pequeñas donaciones económicas voluntarias. Guelaya provee de las herramientas necesarias para sembrar, siendo interesante quizá que cada persona asista con una gorra y agua para consumo propio, además de unos guantes si se desea. Con la actividad se intenta cubrir un triple objetivo: la mejora ambiental en forma de trabajo voluntario haciendo posible la participación de todas las personas, con especial interés por la participación familiar ya que no importa la edad o competencia física, promoviendo de esta manera el amor por la naturaleza, segundo objetivo de la actividad.

El tercer objetivo en la primera plantación del año siempre es la colaboración con alguna entidad importante de nuestra ciudad. En esta ocasión, Guelaya colabora con ‘Cañada Viva!’, que es un programa impulsado por la Asociación de Madres y Padres (AMPA) del CEIP León Solá. Está compuesto por diferentes proyectos socioeducativos en el ámbito de la formación, la cultura, el asociacionismo, los derechos de la infancia, el medio ambiente, el deporte o la salud.

Es una iniciativa que arrancó a finales de 2016 y cuenta con una gran aceptación y participación en todo el barrio de la Cañada, Palmeras, etc., realizando diferentes acciones que se llevan a cabo a diario en horario de maña y tarde, e incluso con actividades en diversos lugares de la ciudad de Melilla y fuera de nuestra ciudad. Recientemente, además ha sido seleccionado por el Premio Nacional de Acción Magistral como una de las 15 mejores propuestas de AMPA de toda España.
Se puede tener más información a través de su página de facebook:   www.facebook.com/ampaleonsola

cartel reforestacion solidaria 2019

Guelaya presenta alegaciones al presupuesto 2019 basadas en tres requerimientos legales que la Ciudad no ha cumplido en los cuatro años de mandato del actual Equipo de Gobierno

Posted on Actualizado enn

  • Los planes de conservación y recuperación de hábitats y especies protegidas se impusieron con plazos legales claros en 2007, y solo se ha anunciado uno que se aprobará después de las elecciones de mayo del 2019. No hay ni un euro para las demás especies.
  • Los planes de calidad del aire que se derivan de las superaciones de los valores máximos registrados en 2013 ni siquiera han servido para adquirir equipos de medición. No hay ni un euro para hacer un plan de acción.
  • A pesar de que más de 20.000 personas, 19 centros educativos y 1 centro sanitario sufren niveles de ruido superiores a la norma legal provocada en el 97% por el tráfico motorizado no se ha incluido ni un euro para solucionarlo.

 

No es grato para Guelaya tener que acudir a un mecanismo como la presentación de alegaciones para impugnar los presupuestos de la Ciudad, pero se tratan de reivindicaciones que ya se realizaron con anterioridad a las elecciones de 2015,  que se han planteado en público y en privado en los despachos de la Ciudad durante los últimos 3 años y medio sin resultado positivo.

 

Todo ello es constatable en la hemeroteca, si se consulta los comunicados sobre la carta abierta al actual consejero de medio ambiente en julio de 2015, la valoración del medio ambiente de junio de 2018, y el reciente balance del año 2018, en nuestro blog.

 

Tres han sido los motivos para alegar. En un caso tiene que ver con la defensa de los hábitat y especies protegidas por la legislación europea y española, y en dos casos se trata de la defensa de las personas que potencialmente sufren los efectos de la contaminación atmosférica y del ruido en Melilla, es decir, todas las personas.

 

La Ley de patrimonio natural y biodiversidad, de 2007, estableció plazos precisos para redactar planes de conservación y recuperación para especies vulnerables y en peligro de extinción de 5 y 3 años respecitvamente. En Melilla existen una media docena de especies catalogadas de esta forma e incluidas en los catálogos de solicitud de la Red Natura 2000 que la ciudad remitió al Ministerio cuando se creó la Red Natura 2000 hace más de década y media.

 

En ninguno de los 4 años que ha durado el mandato del actual equipo de Gobierno salido de las elecciones de 2015 se ha hecho nada al respecto, es decir, no se ha gastado para este requerimiento legal ni un euro, al igual que tampoco lo hizo el equipo de gobierno anterior a 2015.

 

Sobre contaminación que afecta a los ecosistemas, pero sobre todo a la salud pública hemos presentados dos alegaciones.

 

El debate sobre la necesidad de registrar la calidad del aire en melilla no es reciente. Se quiere hacer a partir de este año contratando a una empresa que hipotecará los presupuestos durante al menos 2 años, impidiendo al nuevo equipo de Gobierno que salga de las elecciones modificar sla política de calidad del aire. Se invierte dinero para saber si es necesario adquirir los equipos de medición que todo el resto de CCAA y ciudades han adquirido o licitado ya. El dinero que se va a gastar para alquilar los equipos es equivalente a la adquisición de los equipos por parte de la ciudad. Así que finalmente los equipos costarán el doble de lo que podrían haber costado.

 

Pero la legislación sobre calidad del aire, cuando se tienen datos como los de 2013 en Melilla, plantea la necesidad de hacer planes para prevenir las consecuencias de las superaciones de los valores legales. En Melilla estas superaciones han afectado a las partículas de distinto tamaño (PM10 y PM2.5) y al ozono troposférico.

 

Además, existe el derecho ciudadano de conocer los niveles de contaminantes, sobre todo para la población afectada por enfermedades respiratorios tan comunes en Melilla como las alergias o asmas.

 

La Ciudad está actuando a la defensiva alegando que algunos dias se producen niveles altos de partículas de polvo sahariano que no puede controlar pero de la que si puede informar, para que los enfermos tomen medidas preventivas. ¡que consulten con profesionales de sanidad para ver si las partículas afectan o no afectan a los pacientes de enfermedades respiratorias!!

 

Establecer un plan de prevención de calidad del aire no tiene en los presupuestos 2019 ni un euro como partida específica, y creemos que es absolutamnete necesario que figure dinero para ese fin.

 

Tampoco ha servido para nada hasta el momento el esfuerzo económico que se hizo contratando una empresa para la redacción de la “zonificación de ruido” en Melilla, por parte del equipo de gobierno anterior, que puso en información pública el informe fechado el 30 de abril de 2014.

 

En sus conclusiones el informe afirma: “El diseño del futuro Plan de Acción contra el Ruido de la ciudad deberá focalizarse en mejorar el nivel de emisión sonora global de la red viaria, ya que este foco sonoro es el principal causante de la contaminación acústica percibida en la ciudad. “

 

Según el Mapa Estratégico de Ruido de la Ciudad Autónoma de Melilla, existen 26555 afectados (8054 viviendas) por ruido entre 65-75dB, 19 centros educativos que incluyen 12393 estudiantes y un centro sanitario. Igualmente 132 afectados (434 viviendas) están afectadas por encima de 75 dB.

 

Esto es de hace 5 años, a lo largo de los cuales la causa del ruido, el tráfico motorizado, ha aumentado año tras año con el parque motorizado, y por tanto, la tendencia no debe ser a la baja sino al alza.

 

Han pasado cinco año desde que estos datos se conocen, y no aparece en los presupuestos de 2019 ni un euro para un Plan de Acción contra el ruido con partida finalista, porque las partidas cajón de sastre con más de un  millón de euros que se titulan “otras actuaciones” se han incluido en años anteriores, así como partidas para gastos imprevistos,  y no se ha gastado nada en estos asuntos que son a nuestro juicio requerimientos legales a los que la Ciudad tiene que responder y ha tenido 4 años para hacerlo.

foto contaminacion atmnosferica