colonia de gaviotas de Audouin en Melilla

La gaviota de pico rojo saca adelante dos colonias en Melilla a pesar del ligero aumento de gaviota patiamarilla

Posted on Actualizado enn

  • Se mantienen dos colonias en Melilla con 369 nidos.

  • En julio han volado al menos 212 pollos

  • Las medidas adoptadas en la colonia del vertedero de inertes han sido positivas porque han permitido que más de 100 pollos estén volando ya.

El grupo de ornitólogos de Guelaya Ecologistas en Acción y SEO/Birlife que han realizado el seguimiento de las colonias de gaviota de Audouin, conocida en Melilla como la gaviota de pico rojo, da por terminado el seguimiento de las colonias, que han sido observadas todo el año.

En invierno no se observan muchas gaviotas de esta especie en Melilla, pero a partir de febrero empiezan a llegar de sus áreas de invernada y en marzo están ocupando las colonias.

Este año comenzó con la mala noticia de la desaparición de la colonia del dique sur. De esta manera, solo quedaba una colonia, la de la Zona de Especial Conservación de Aguadú.

Sin embargo, en abril se comenzó a ver a la especie en las inmediaciones del paseo marítimo de Horcas Coloradas, y tras unos dias de seguimiento se constató que la colonia del dique sur, que el año anterior había tenido enormes pérdidas por diversas amenazas (ratas, gaviotas patiamarillas, asaltos a la valla, pescadores…), se había trasladado al vertedero de inertes.

Finalmente las dos colonias, la más al norte con 226 nidos y la más al sur con 143 nidos, han conseguido salir adelante.

En el caso de la colonia de los acantilados de Aguadú, la principal amenaza era la presencia de nidos de gaviota patiamarilla, ya que esta especie compite con la gaviota de pico rojo por el espacio para instalar sus nidos. Al comienzo de la época de cría, en marzo, había de hecho más gaviotas patiamarillas que de pico rojo en Aguadú.

Quizá como efecto de la campaña de control de gaviota patiamarilla en el ámbito urbano de Melilla y por la instalación de dispositivos en las casas para evitar que las gaviotas pongan nidos en los techos y azoteas de las casas se ha observado un ligero incremento de gaviota patiamarilla tanto en Melilla la Vieja como en los acantilados de Aguadú.

Ante el incremento de gaviotas patiamarillas en Aguadú, la picorojo respondió trasladando algunos cientos de metros sus colonias, evitando la competencia.

La otra colonia, en el vertedero de inertes, con menos presión de la gaviota patiamarilla que solo tiene allí algunas decenas de nidos frente a los casi 100 que tiene en Aguadú, también consiguió sacar adelante más de 100 pollos.

Teniendo en cuenta la ubicación de la colonia y los trabajos diarios que se realizan en el vertedero de inertes, las medidas que se adoptaron para evitar molestias en la colonia han funcionado, permitiendo que la colonia salga adelante.

Acordadas medidas de seguridad para la colonia de gaviotas de Audouin del vertedero de inertes de Melilla

Posted on Actualizado enn

 

  • La colonia mantiene 143 nidos, y más de 300 aves adultas.

 

  • Las medidas de protección adoptadas por la Consejería de Coordinación y Medio Ambiente se han consensuado con la empresa UTE reciclados Melilla y con Guelaya Ecologistas en Acción

 

Es una buena noticia. Tras el colapso de la colonia del dique sur el año pasado, la gaviota de picorojo, que en 2017 tenía en Melilla tantos nidos como en Chafarinas, se ha trasladado al vertedero de residuos inertes de la ciudad, manteniendo además otra colonia en la Zona de Especial Conservación de Aguadú.

 

En el mes de abril se empezaron a ver grupos de gaviotas en las inmediaciones del vertedero de residuos inertes. El grupo de ornitólogos de Guelaya y SEO/Birlife que hacen el seguimiento de las aves con status de protección legal consiguió identificar desde el exterior del vertedero de inertes un núcleo reproductor contabilizando alrededor de 300 aves adultas.

 

Algunas de las gaviotas que se reproducen en Melilla tienen anillas que pueden leerse a distancia. Gracias a ellas podemos conocer el origen de las gaviotas de picorojo que se están reproduciendo aquí. En concreto, según las anillas identificadas por Diego Jerez, de la Red de Aves Marinas, las colonias melillenses cuentan con ejemplares nacidos en Chafarinas, isla de Alborán, delta del Ebro y Menorca. La más longeva es un ave anillada como pollo en Chafarinas el 29 de junio de 1992, y que 26 años después está reproduciéndose en Melilla.

 

Gracias a las facilidades de la empresa UTE Reciclados Melilla y la Consejería de Coordinación y Medio Ambiente, titular de las instalaciones, accedimos al vertedero, constatando la presencia de nidos.

 

La gaviota de pico rojo o de Audouin es una especie protegida, por lo que debían adoptarse medidas que ya se han puesto en marcha, con el balizamiento de la colonia, permitiendo el normal funcionamiento del vertedero, que deberá contar con estas medidas hasta mediados de julio.

 

Curiosamente la colonia no se levanta en presencia de los camiones que pasan a poca velocidad por las inmediaciones, pero sí lo hace cuando transitan personas. Las medidas para prevenir el polvo en los meses venideros deberán extremarse, por otro lado.

 

Sin embargo, es necesario realizar un seguimiento de la colonia para comprobar su normal desarrollo, y el efecto de depredadores naturales, especialmente gatos, ratas y gaviotas patiamarillas. Guelaya Ecologistas en Acción hará un seguimiento de la colonia, hasta constatar, ya a finales de junio, el número de pollos que vuelan.

 

Guelaya quiere agradecer a la empresa UTE Reciclados Melilla las facilidades para hacer el seguimiento, y también a la Consejería de Coordinación y Medio Ambiente, especialmente por el compromiso de redactar un Plan de Conservación de la especie en Melilla, que ya lleva 5 años manteniendo colonias en la ciudad, y ser una vieja aspiración de nuestra asociación.

 

comunicado gaviota

 

 

 

 

La gaviota de Audouin comienza a nidificar en el vertedero de inertes de Melilla

Posted on Actualizado enn

Alrededor de 300 gaviotas de pico rojo o de Audouin (Ichthyaetus audouinii) han comenzado desde hace unas semanas a nidificar en el vertedero de inertes

Proceden de la antigua colonia del dique sur, que este año está abandonada.

Es una buena noticia. Ante la reciente disminución de nidos de gaviota de Audouin en las islas Chafarinas, donde solo quedaban el año pasado 300, las colonias de Melilla cobran una especial importancia para la conservación de la especie en el mar de Alborán, donde se mantiene estable una colonia con alrededor de 800 nidos.

En la costa marroquí solo se conocen algunas decenas de nidos. La aparición de dos colonias hace 8 años en los peñones de Alhucemas, con 800 parejas, también está disminuyendo sus efectivos, ahora solo tiene una colonia.

Miembros del grupo local de trabajo sobre aves de Guelaya están realizando el seguimiento de la colonia y han podido constatar la presencia de nidos en el vertedero de inertes, gracias a la colaboración de la empresa adjudicataria.

Se mantienen por tanto dos colonias de la especie en Melilla. La del vertedero y la de la Zec de Aguadú.

La gaviota de Audouin comenzó a nidificar en la ciudad hace 5 años, estableciendo el primer año una sola colonia, que posteriormente se convirtieron en dos.

La colonia del dique sur el año pasado apenas sacó unas decenas de pollos, de los cientos que eclosionaron. El robo de pollos por embarcaciones del puerto de Beni Enzar, la presencia de ratas, la depredación por gaviotas patiamarillas o incluso un asalto a la valla son las posibles causas que han provocado el abandono de esta colonia.

El origen de las gaviotas que nidifican en Melilla se puede conocer por las anillas de plástico que llevan en sus patas y que se pueden leer con telescopios. Por ejmplo, así sabemos que las gaviotas de Melilla proceden de las islas Chafarinas, de la isla de Alborán y del delta del Ebro, al menos.

La estrategia de la especie en España parece dirigirse hacia el desarrollo de colonias de tamaño pequeño o mediano cerca de puertos, o en los mismos, como en el caso de Tarragona o Castellón, debido a la vinculación que la especie tiene con la pesca para alimentarse.

No ha sido así en el caso del puerto de Ceuta, en donde comenzó a criar pero la falta de medidas de protección provocó el abandono de la colonia, que el año pasado se había instalado en acantilados ceutíes.

La gaviota de Audouin está incluida en la lista de especies amenazadas de España con la categoría de vulnerable. Esa categoría quiere decir que es necesario actuar para evitar que la especie pase a la categoría de “en peligro del extinción”.

Goza por tanto de protección legal, y según lo previsto por la Ley de Patrimonio Natural, como todas las especies vulnerables, debe contar con un plan de conservación (las especies en peligro de extinción, como la Patella ferruginea, requiere planes de recuperación).

Guelaya ha solicitado de la Consejería de Coordinación y Medio Ambiente la aprobación de estos planes para establecer las medidas de protección oportunas, y mantiene contactos con la consejería con el objetivo de conseguir un plan de conservación para la gaviota de Audouin, ahora más necesario que nunca, ya que las colonias que se iniciaron hace 5 años parece que se están estabilizando con más de 400 nidos, teniendo en cuenta además que la otra colonia de la especie está ubicada en la Red natura 2000, y la disminución de efectivos de la especie en las islas Chafarinas.