ecofeminismo

Guelaya organiza una charla coloquio sobre migraciones de género desde una perspectiva ecofeminista a cargo de Yayo Herrero

Posted on Actualizado enn

 

  • La conferencia se celebra el lunes 23 de septiembre en el aula 10 de la UNED a las 19 horas

 

  • Yayo Herrero es antropóloga y activista ecofeminista vinculada a Ecologistas en Acción

 

  • La actividad está enmarcada en la semana de acción climática del 20 al 27 de septiembre respaldada por más de 300 organizaciones en toda España.

 

  • La semana de acción climática culminará el viernes 27 con una concentración en la plaza Menéndez Pelayo a partir de las 19 horas

 

Guelaya Ecologistas en Acción continúa las actividades planificadas en Melilla dentro la semana de acción climática, con una charla coloquio sobre migraciones de género. 

Con ello quiere recordar la vinculación de la situación de emergencia climática y las consecuencias que tiene ya y tendrá en todo el mundo debido a la crisis climática.

La ponente, Yayo Herrero es activista y ecofeminista. Antropóloga, ingeniera técnica agrícola y diplomada en Educación Social está vinculada con la organización Ecologistas en Acción, y como tal ha venido desarrollando su labor de lucha y divulgación del ecofeminismo en España y en el mundo.

Según las fuentes más optimistas, como el Banco mundial, se estima que en los próximos 30 años se movilicen 140 millones de personas debido a la crisis climática.

Pero no es cosa del futuro, el año pasado Naciones Unidas contabilizó 17,2 millones de desplazamientos humanos forzados  por desastres naturales, muchos más que por conflictos, que fueron 10.8 millones.

Las expectativas del continente africano en esta emergencia climática no son buenas, nadie lo duda. Por eso, Melilla recibirá más migrantes si la emergencia climática sigue su curso sin que los políticos estén a la altura de las circunstancias y adopten las medidas urgentes que los informes cinetíficos reclaman de reducción entre el 7  y el 10% de la emisión de gases. 

Los países africanos, en concreto del África “francófona”, son actualmente el grueso de los migrantes que llegan a España, aunque el país que porcentaulmente más migrantes ingresa en nuestro país es Marruecos con un 23% (12.871). Tambien viene de Argelia casi 5000 más.

Pero Guinea Conakry, Mali y Costa de marfil suman muchos más migrantes que los países magrebies, el doble, con 26.950.

De esos migrantes que vienen y que vendrán, el papel de la mujer está aumentando. La mujeres migrantes en España se han multiplicado por 10 en los últimos 2 años (2016 a 2018).

Desde la defensa de los derechos humanos que le corresponde a cualquier entidad ecofeminista conviene remarcar los casos de los grupos más vulnerables. Guelaya ya s eocupó de visualizar la situación de trata de muchas mujeres migrantes, y ahora vuelve a visualizar la situación de las mujeres migrantes en Melilla, tanto de las marroquíes como las de países subsaharianos.

 

cartel conferencia mujeres Yayo

 

Conferencia de la antropóloga Yayo Herrero. Migraciones con género desde una perspectiva Ecofeminista

Posted on

  • Yayo Herrero, antropóloga y activista ecofeminista, impartirá una conferencia en el aula 10 de la UNED el lunes 23 de septiembre a las 19 horas

 

  • Organizada por Guelaya Ecologistas en Acción Melilla, la actividad seguirá recordando la crisis climática como causa de desplazamientos forzados

 

  • Todas las personas y entidades interesadas de Melilla están invitadas a participar en el coloquio que seguirá a la conferencia.

 

Continuando con las actividades que Guelaya viene realizando cada año para visibilizar la defensa de los Derechos Humanos en las personas migrantes, especialmente en los sectores más vulnerables, se organiza esta conferencia poniendo el centro de la atención en la mujer migrante y en la visión ecofeminista de las migraciones.

Yayo Herrero es activista y ecofeminista, antropóloga, ingeniera técnica agrícola y diplomada en Educación Social; ha sido durante muchos años coordinadora general de Ecologistas en Acción, y sigue siendo un miembro destacado de la organización, y como tal ha venido desarrollando su labor de lucha y divulgación del ecofeminismo en España y en el mundo.

Resulta obvio para el ecologismo que defiende Guelaya en Melilla  y Ecologistas en Acción en España justificar por qué ecologismo y feminismo, al igual que otros movimientos sociales como el pacifismo, son caras de una misma moneda que no se pueden separar, y quien tenga alguna duda sobre ello, podrá escuchar las razones de ello en la conferencia.

Melilla como ciudad fronteriza ve pasar los flujos migratorios por nuestras vallas, playas y calles, y a veces parece que los migrantes y los problemas que se plantean a su alrededor obedecen a un mundo de hombres, pero no es así. Desde Guelaya ya hemos visualizado el problema de la mujer migrante en varias ocasiones, la última de ellas referida al fenómeno de trata, pero seguimos necesitando visualizar la lucha por los derechos humanos de todos los migrantes especialmente de los sectores más vulnerables.

Este verano se han conocido las estadísticas del ministerio de Interior español sobre las personas migrantes en todo el país desde enero de 2014 y son muy diferentes de las que ofrecen los medios de comunicación.

La presencia de mujeres ha aumentado significativamente desde algunas decenas en enero de 2014 hasta centenares (893 en octubre de 2018). Las mujeres no son inmunes a  los tiroteos y fruto de ello murió la estudiante de derecho Hayat B. el verano pasado en el Estrecho.

El flujo migratorio a lo largo del año 2019 ha disminuido en los primeros 7 meses del año un 40%, tras recibir Marruecos los 140 millones de euros que la UE le ha dado para controlar sus fronteras. Desde el verano pasado la migración hacia España es mayor que hacia Italia y Malta.

Además, una vez más los marroquíes son la nacionalidad que más migra, un 23% (12.871), seguidos por Guinea Conakry, Mali y Costa de Marfil, el África francófono. De las llegadas totales en 2018, 56.145,  a Melilla llegó el 1.6%,

Tres cuartas partes de las personas menores que migran son marroquíes, y de ellos, el 7.9% son chicas. En los últimos 16 meses los menores no acompañados en toda España han pasado de 6.414 a 12.300.

En este contexto general Melilla tiene sus peculiaridades. La migración marroquí en Melilla no salta vallas, pasa por Benienzar y Farhana andando o en coche. Diariamente pasan alrededor de 25.000 personas mal contadas, pueden ser más o menos, pero muchas de esas personas son mujeres que día tras día entran a trabajar en la ciudad en nuestros hogares, sin que en la mayoría de los casos se les haga contrato y se les pague el sueldo que le corresponde a una trabajadora transfronteriza.

Este también es un caso de migración de género que debe avergonzar.

 

cartel conferencia mujeres Yayo

 

 

 

 

 

Guelaya apoya las reivindicaciones feministas del 8 de marzo en Melilla junto a la Plataforma 25N y todo el movimiento ecologista nacional

Posted on Actualizado enn

· Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF comparten los principios del ecofeminismo, un movimiento donde confluyen el ecologismo y el feminismo.

· La mirada ecofeminista destaca que la actual situación insostenible de crisis ecológica y crisis de los cuidados pone en peligro no sólo nuestra propia supervivencia como especie, sino también la del planeta y los seres vivos que lo habitan.

· Las organizaciones ecologistas señalan que el sistema económico actual invisibiliza el trabajos de cuidados realizado principalmente por mujeres y los servicios de los ecosistemas, todos ellos necesarios para el mantenimiento y reproducción de la vida.

Guelaya apoya las actividades organizadas en Melilla por la plataforma 25 N en favor de las reivindicaciones feministas e invita a todas las personas de Melilla a participar  en las acciones que se realizarán el viernes 8 de marzo.

La desigualdad de género también tiene sus manifestaciones en el terreno medioambiental. Las mujeres sufren con mayor intensidad la pobreza energética (el 26 % de las mayores de 65 años gasta más del 12 % de su presupuesto en energía), suponen el 80 % de los refugiados climáticos (pese a tener una menor huella de carbono) y son más vulnerables en las inundaciones, olas de frío o de calor.

Asimismo, las mujeres sufren de manera especial los efectos de tóxicos en muchos productos de limpieza o cosméticos, muchos de los cuales son disruptores endocrinos (vinculados a enfermedades como la endometriosis, la fibromialgia o el cáncer de mama). Y además dedican más del doble de su tiempo al trabajo no remunerado de cuidados que los hombres, sufriendo en muchos casos dobles jornadas de ocupación.

Todo esto se suma a una educación que no rompe con roles sexistas, a una brecha salarial inaceptable, una menor cuantía de las pensiones y una mayor precariedad laboral.

Por todo ello, Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF comparten los principios del ecofeminismo. La simbiosis entre feminismo y ecologismo permite visibilizar y denunciar conjuntamente las reivindicaciones de igualdad de género con la sobreexplotación y el dominio de la naturaleza en un modelo económico insostenible, que obvia la importancia de preservar los ecosistemas.

Las principales organizaciones ambientales españolas defienden que el ecofeminismo cuenta con una gran fuerza transformadora y de emancipación social, que aporta solidez y consistencia a los movimientos ecologistas y feministas, que de manera aislada quedarían cercenados en sus planteamientos. Es necesario denunciar la trascendencia que la actuación humana tiene sobre los ecosistemas y también analizar cómo nos afectan los distintos sistemas de opresión, no solo a las mujeres sino a la población más vulnerable.

Se hace necesario construir una nueva cultura de la igualdad y de la sostenibilidad que ofrezca una alternativa justa y defendible frente a las políticas desarrollistas. Dichas políticas han tenido como resultado la situación de emergencia social y ambiental actual.

Por todo ello, Guelaya Ecologistas en Acción apoya las reivindicaciones del movimiento feminista en este 8 de marzo. ������������������������������������